Blog

¿Cómo mantener nuestros rizos en casa?

El pelo rizado es el gran desconocido, un tipo de cabello que a veces no lucimos como deberíamos porque no sabemos cómo tratarlo. Tiene sus cuidados, su mantenimiento y sus trucos que te desvelamos aquí para que se vea bonito y definido. No te pierdas los consejos de las especialistas en belleza capilar del salón de belleza de Andressa Santana.

Hay diferentes tipos: rizado, ondulado, afro, incluso en una misma melena podemos encontrar distintos tipos, quizá más ondulado en la parte delantera y más rizado en la parte de atrás. Algo que complica su peinado y tratamiento.

Pero hay algunos cuidados generales que se pueden aplicar a todos. Es muy importante llevar una buena hidratación, usar productos que no lleven sulfatos que eliminan la grasa natural del cabello, ya que lo reseca y debilita la fibra capilar.

Es recomendable, ya que se trata de un pelo seco, no lavarlo más de dos-tres veces a la semana. Y es conveniente utilizar tratamientos hidratantes con proteínas, como el Damage Remedy de Aveda. Productos que contienen manteca de mango, de granada y de coco y que son muy adecuados también para cabellos finos. Aunque en este caso, no aportan peso y mantienen el rizo ligero y definido, con movimiento.

Mascarillas caseras para cabello rizados

Recomendar una mascarilla natural casera para este tipo de cabello de manera general es demasiado arriesgado. Las expertas del equipo de Andressa Santana aconsejan varios elementos o ingredientes, pero que la mezcla o la cantidad dependerá del pelo de cada uno y de sus necesidades. Por ello, es conveniente hacer pruebas y ver cuál es y qué cantidad le viene mejor a tu cabello.

El aguacate, el huevo, el plátano, el coco, la almendra, la miel… son alimentos que tenemos en casa y que también pueden aportar proteínas, brillo e hidratación a nuestra melena rizada. Cada uno, jugando con las cantidades y los productos, debe encontrar el que más se ajusta a su pelo. No es conveniente usar demasiada cantidad para no saturar la fibra.

Un truco es aplicar aceite antes de lavarlo. Puede ser de almendras, de argán, de coco, de aguacate o incluso aceite de oliva y dejarlo actuar durante media hora.

Antes de aplicar la mascarilla casera debemos lavar bien el cabello con un champú neutro. La dejaremos puesta entre 45 minutos a una hora aproximadamente. Después debemos lavarlo nuevamente. No olvidemos que estamos ante un cabello seco y, por tanto, más débil, así que es recomendable que no frotemos, debemos hacerlo de manera suave y masajeando el cuero cabelludo. Así evitamos además que se enrede demasiado.

Al salir de la ducha quitamos el exceso de agua con la toalla de manera suave, sin frotar porque de esa forma abrimos la cutícula.

A la hora de peinar es importante que lo hagamos con cuidado, poco a poco y por partes. Empezando por las puntas e ir subiendo. Incluso podemos ir mojándolo por si nos resulta más fácil y nos ayuda a deslizar las púas.

Para un cabello muy fino, con poca intensidad, un truco puede ser no retirar la mascarilla del todo, así conseguimos que luzca con algo más de textura.

A la hora de usar el secador, para los cabellos rizados es conveniente utilizar el difusor y con el calor a media temperatura y el aire lo más bajo posible. Hay que tratar de moverlo lo menos posible hasta que esté seco del todo, así evitamos que se encrespe y se abra el rizo.

 

Puedes ver esta propuesta y otras recomendaciones en los perfiles de Andressa Santana de las redes sociales (Instagram y Facebook).

 

Andressa Santana

SOLICITAR CITA

Deja un comentario





Abrir chat
1
¡Hola! 👋 ¿Podemos ayudarte en algo? 😊

Haz click sobre el botón 'Abrir chat' y habla directamente con nuestro equipo. ¡Muchas gracias!
Powered by