Blog

Los cambios en el cabello durante el embarazo

Uno de los aspectos que más suelen destacar las embarazadas en este momento tan especial en sus vidas es el cambio en el cabello. A unas se les cae, se les seca o se les debilita, otras lo notan más fuerte y brillante, incluso hay quien percibe cambios en la coloración. En la mayoría de los casos se trata de procesos dentro de la normalidad. Aquí te damos algunos consejos para cuidarlo antes, durante y en el post parto.

Detrás de todas estas alteraciones están, por supuesto, las hormonas. Se trata de un proceso que altera todo nuestro organismo y en este caso afectan directamente al folículo piloso. Lo habitual es que, en los primeros tres meses, la melena luzca con menos vida, más débil. Pero a partir del segundo trimestre, se produce una mejora generalizada, de hecho suelen desaparecer las molestas náuseas y los vómitos. Esto se debe al aumento de estrógenos que provoca que se caiga menos el pelo y parezca con más cuerpo, volumen y vitalidad.

¿Cómo cuidar el cabello durante el embarazo?

Es muy importante que, durante estos meses, prestemos especial atención a los productos que utilizamos, también los que usamos para el cabello. Debemos analizar bien los componentes o materiales porque podrían estar no indicados para embarazadas. Y por supuesto, los tratamientos a los que nos sometemos. Nunca es recomendables usar productos agresivos, pero en este caso aún más.

Aunque notemos que se nos debilita o perdemos pelo, debemos tener en cuenta que se trata de un proceso temporal, por lo que no es aconsejable hacer uso de productos anti caída.

Si notamos el pelo más seco, podemos optar por mascarillas hidratantes, pero siempre lo más naturales posible. Y si lo notamos más grasiento, podemos usar un champú neutro.

Durante el embarazado ya sabrás qué recomendaciones debes seguir en cuanto a alimentación, ejercicio, vida sana, hábitos saludables… todo lo bien que hagas por tu cuerpo le vendrá genial a tu pelo. Debes tomar, especialmente en esta etapa, frutas y verduras frescas y alimentos de temporada.

Durante el embarazo debemos evitar, en la medida de lo posible, las planchas, secadores u otras fuentes de calor. Nuestra fibra capilar y el cuero cabelludo están especialmente sensibles y podemos dañarlo aún más. De igual forma, para evitar que aumente la caída, es recomendable no hacernos coletas o trenzas para no presionarlo.

¿Cómo cuidar el cabello después del embarazo?

Tras el parto, las recientes mamás suelen referir que se les cae muchísimo el cabello. Por lo que es en esta etapa cuando debemos reforzar su cuidado (todo lo que tus nuevas funciones maternas te permitan claro, lo primero es lo primero).

Esta caída generalizada suele deberse a la disminución de algunos elementos, nutrientes y hormonas en el organismo. Sin olvidar, por supuesto, el estrés y el cansancio propio de la nueva vida.

No olvides que se trata de algo temporal, así que no te agobies y llévalo con naturalidad. Es un proceso que suele durar entre tres y seis meses. Se puede combatir con una buena dieta, hidratación y ejercicio. Vienen muy bien alimentos como los cereales, el pescado, el huevo y los frutos secos.

 

Andressa Santana

SOLICITAR CITA

Deja un comentario





Abrir chat
1
¡Hola! 👋 ¿Podemos ayudarte en algo? 😊

Haz click sobre el botón 'Abrir chat' y habla directamente con nuestro equipo. ¡Muchas gracias!
Powered by